jueves, 26 de septiembre de 2013

Los marketers todav�a tienen problemas para aprovechar el Big Data

Analizar la gran cantidad de datos que a diario se genera en el medio online es una tarea que requiere tiempo y experiencia. El estudio elaborado por Gfk para Guardian Media Network muestra las dificultades ante las que se encuentran estos profesionales.

El estudio, en el que han participado 157 marketers de Reino Unido indica la predisposición por aplicar los resultados obtenidos a partir del análisis del Big Data. Un 62% afirma que su estrategia de marketing ha mejorado gracias a su aplicación. Cabe matizar que, pese a ser conscientes de la utilidad y ventajas del aprovechamiento de esta valiosa información, solo el 30% de los encuestados considera que cuenta con los recursos y herramientas oportunas para poder llevar a cabo esta tarea. 

¿Qué tipo de datos analizan las empresas?

El informe de Neolane y DMA muestra un interés por parte de las empresas por analizar la interacción de los usuarios a través de los diferentes canales (73%), junto con el análisis de la actividad registrada a través de los medios sociales (63%) y el engagement con los clientes (60%). 

Un 60% utiliza su CRM para conocer el periodo medio del ciclo de su relación con el cliente (LTV) y un 53% muestra interés por saber qué hace la competencia.

El trabajo de Gfk también incluye la encuesta a 1.011 consumidores, quienes mostraron cierta despreocupación en torno a cuestiones importantes acerca del uso de esta información. La mayoría de ellos es consciente de que la información que ellos generaban sirve para analizarles y poder dirigirse a ellos. Un 81% cree que esta información se comparte, o bien se vende a terceros. En cambio, solo el 47% sabe a ciencia cierta qué datos son los que ofrece realmente.

Respecto al uso de esta información por parte de las empresas, la actitud general de los clientes es positiva. Al 34% le gusta recibir ofertas y sugerencias de productos adaptados a sus intereses. En cambio, si éstas demuestran un trato demasiado cercano, invadiendo su intimidad, sí pueden molestar a los clientes (77%).



View the original article here